viernes, 13 de septiembre de 2013

Ensalada de sandía y espinacas



Se acaba el veranito y a veces las sandías pueden no estar tan ricas, Lo mejor en estos casos es ser creativo y utilizarla para hacer alguna receta refrescante como esta. No es mi fruta favorita y me gusta darles uso, sobre todo cuando compro las sandías sin pepitas, lo que facilita muchísimo su manipulación y comerla.

Desde luego no se puede negar que es muy refrescante, hace poco publiqué una receta de sorbete que es todo un éxito y facilísimo de hacer. Para el verano es una opción fantástica, tanto para postre o merienda.

En esta ensalada uso uno de los ingredientes que más me gusta para las ensaladas: las espinacas. Me encanta usarlas en crudo.

Ingredientes:

  • sandía (mejor sin pepitas)
  • espinacas frescas
  • queso de cabra (opcional)
  • aceite
  • vinagre
  • mostaza a la antigüa
  • sal (muy poquito)
Cortar la sandía (y en su caso el queso) en trozos pequeños.
Hacer la vinagreta (mezclando aceite, vinagre y mostaza con un poco de sal) Reservar.
Colocar las espinacas como fondo y agregar el resto de los ingredientes. Mezclar y servir.

2 comentarios:

  1. No he probado nunca las espinacas frescas, sin cocer, pero realmente tiene un aspecto apetecible y saludable a más no poder.
    Saludos, Sandra.

    ResponderEliminar
  2. Refrescante y deliciosa. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar

Linkwithin

Related Posts with Thumbnails